Casi un año después de su estreno, hablamos de la serie ‘Bodyguard’, por si aún lo habéis visto. Es lo bueno que tienen las VODs, se pueden ver las series al completo tiempo después. Con un globo de oro a mejor actor de drama en serie de televisión (Richard Madden conocido por interpretar Robb Stark en ‘Juego de Tronos’) esta serie de Jed Mercurio (‘Line of Duty’) no tiene desperdicio. Desde un primer capítulo te atrapa y no puedes dejar de verla hasta el final. Sus giros, en la mayoría de casos son inesperados y lo más importante, en esta era en la que contenido hay mucho, pero de calidades cuestionables, ‘Bodyguard’ consigue mantenerse a lo largo de la temporada.

Las VODs se basan en el modelo que la gente quiere ver muchos capítulos del tirón. Pero a veces cuesta ver más de un capítulo seguido porque los tempos o la estética no acompañan. En este caso la serie es bastante adictiva y los capítulos los suficientemente cortos como para querer seguir. Pero esta serie se hizo para emisión semanal en la BBC lo cual lo convierte en un fenómeno aún más fascinante, no solo por cómo te engancha si no también por la temática.

La serie gira entorno a David Budd (Richard Madden) ex soldado que trabaja en la seguridad del estado. El 1 de octubre consigue parar un ataque terrorista en un tren y como premio le hacen el guardaespaldas de la ministra de Inglaterra. Combina drama, valores familiares, women power, amor, corrupción política, terrorismo y acentos británicos. Ofrece una interesante variedad que no aburre minuto tras minuto de su visionado. Lo más curioso para mi es la fuerte, cínica y directa crítica social hacia el estado que la BBC ni más ni menos ha emitido.

Podéis gritarle constantemente a la pantalla lo que pensáis que puede pasar, esperando giros de la trama típicos, pero creedme cuando os digo que os equivocareis más veces de las que os esperáis. ¿Y vamos a ver, no es eso bastante agradable? En estos momentos en los que estamos inundados de contenido, la mayoría “típica” o “repetitiva”, que se nos pueda seguir sorprendiendo da gusto.

De ‘Bodyguard’ destacamos su foto limpia e impactante, el guion que atrapa y sorprende y las interpretaciones cambiantes que nos mantienen en tensión la mayoría del tiempo. En mi opinión, Richard Madden ganó el globo de oro por saber interpretar varias emociones muy distintas a través de la palabra “ma’am”. En serio, tomaros un chupito cada vez que David Budd dice “madam”.

Calificación: 8/10

Por Vibha D.M.