No hay mejor día para hablar de cine y su respectiva cartelera, que hoy cuando por fin nuestro gobierno ha tenido sentido común y ha hecho oficial la bajada del iba en las entradas de cine pasando de del sangriento e irrespetuoso 21% de IVA, al 10%. Un cambio que sin duda ha sido del agrado de todos y que en estos momentos da pie a uno de los films que curiosamente llegan a las carteleras de nuestro país. Hablamos de ‘Sicario: El día del soldado’.

Sony Pictures estrena así la secuela de Sicario, film que en 2015 se estreno bajo la dirección de Denis Villeneuve con Benicio del Toro, Josh Brolin y una Emily Blunt que junto al propio director por desgracia no repiten en esta ocasión, además del director de fotografía Roger Deakins sustituido por Dariusz Wolski, todo un afiliado a Ridley Scott quien en su filmografía cuenta con: ‘Todo el dinero del mundo’, ‘Marte’, ‘Exodus’ y ‘El consejero’ entre otras.

Con estas alteraciones se presentaba ‘Sicario: El día del soldado’ que eso si cuenta con la participación del mismo guionista, Taylor Sheridan y los todoterrenos Benicio del Toro y Josh Brolin que de largo son lo mejor de la película dirigida por Stefano Sollima, director de series como ‘Gomorra’ y el film ‘Suburra’, que ha sabido retratar en está ocasión la crudeza del escenario que nos propone perdiendo frescura en sus imágenes, pero entregándonos una película más entretenida que su predecesora. Quizás el punto beneficioso para Sollima, que obviamente lo tenía bastante difícil para mantener el nivel de su primera entrega.

En esta ocasión el film alejándose ligeramente de la trama principal de los carteles y la droga, nos presenta más el punto oscuro los políticos y la policía en su trama contra el trafico de seres humanos que se ve bastante bien reflejado y acompañado por una música bien llevada por su compositor Jóhann Jóhannsson, quien mantiene buena parte de la emotividad del film.

En resumidas cuentas, hablamos de una película entretenida que no obtiene las respuestas que queríamos de su primera entrega y que ofrece una historia más sucia y cruda que se aleja del buen hacer de ‘Sicario’ (2015). Ya que en esta ocasión parece ir destinada a un publico más abierto con ganas de encontrarse una tercera entrega que quizás sí, este dirigida por Villeneuve. ¿Lo mejor? Su reparto y el palito a la política Trump de exteriores.

Puntuación: 6/10

Por Mario Carbajosa